Ladislaw Starewicz: el mundo fabuloso de los animales diminutos


Ladislaw Starewicz ( 1882 - 1965 ) está considerado como uno de los máximos introductores del cine de animación en Rusia y uno de los más destacados pioneros en el uso de la stop-motion. Nació en Vilno, actual Lituania, entonces parte de la Polonia Rusa. La gran pasión de su niñez y juventud fue la Entomología, que en realidad jamás abandonaría.
Starewicz se inició en la técnica stop-motion con intenciones documentales, para reproducir el apareamiento de los escarabajos-ciervo, que era imposible de registrar en vivo con los medios de la época. Así comenzó desde 1910 a filmar escarabajos muertos haciendo que estubieran vivos, fotograma a fotograma, y poco a poco fue mezclándolos con otros insectos que él mismo modelaba aprovechando sus conocimientos en anatomía entomóloga. Así, con " Lucanus Cervus ( 1910 ) ", se convierte  involuntariamente en un pionero de la animación de marionetas. Si bien Emile Cohl, Méliès o Segundo de Chomón habían utilizado la técnica del rodaje foto a foto

Le Roman de Renard ( El Cuento del Zorro - 1930 )
con anterioridad, es Starewicz quien le saca el máximo partido con sus sorprendentes e imaginativas historias. Por aquella época le descubrió el productor Aleksandr Khanzhonkov , propietario del Khanzhonkov Studio de Moscú, y a partir de ese momento pasa a vivir en la capital y a trabajar para él. El Khanzhonkov Studio fue el lugar perfecto para que Starewicz terminase de desarrollar sus facultades como creador de muñecos y aprendiera nuevas técnicas cinematográficas y de animación, que a lo largo de su carrera fue perfeccionando. A partir de " Lucanus Cervus ", hoy perdida, Starewicz se adentra de lleno en el mundo de las fábulas y otras ficciones interpretadas por alucinantes criaturas de su factura. Sus personajes, hechos algunos a partir de esqueletos de pájaros y animales antropomórficos, parecen sacados de un peculiar gabinete de maravillas. Sus películas destacan por la singularidad de la puesta en escena, normalmente realizadas con sofisticados animales a caballo entre el museo de zoología y la fantasía surrealista, por ejemplo usando insectos como pequeños actores, inventa hormigas que utilizan carretillas para llevar las provisiones, asedios a hormigueros como si de fortalezas medievales se tratasen y otras fantasías que hacen de sus obras historias fantásticas y muy divertidas.
En 1919 se traslada a Francia, donde funda su propio taller y mantiene una carrera en solitario al margen de la creciente industria norteamericana emergente.


De su extensa filmografía es casi imposible decantarse por algún título en especial, pero voy a nombrar dos de las más famosas, y para mi gusto la más lograda de todas ellas y posiblemente la más grande de sus obras maestras, y su único largometraje: " El Cuento del Zorro " ( 1930 ) - Le Roman de Renard. De 65 minutos de duración. Aquí todos sus personajes son animales que visten y piensan como los humanos, es una feroz comedia picaresca, de geniales golpes de humor. Cuenta las andanzas de un zorro villano de mala reputación que vive en el reino medieval de los animales, de los que se burla a través de la astucia y el engaño. Sus acciones van desde la estafa, el robo y el asesinato ( se come a la esposa del gallo ), a la burla y la humillación por puro placer. Las quejas se suceden, y el Rey León dedide tomar cartas en el asunto. Las demandas impuestas por el lobo, el oso, la liebre, el pollo y otros animales, le convencen de que el zorro es el enemigo público número uno. En su defensa sale su primo el hurón, un despreciable abogado experto en argucias. Pero al final, la situación se hace tan insostenible, que se decreta la pena de muerte sobre el zorro, aunque volverá a escapar por medio de su astucia y talento para la mentira creativa. Colérico, el Rey León se dispone a sitiar el castillo del zorro. Pero hasta la fuerza bruta fracasa para atraparle... y entonces el rey decide hacerle su ministro.
En " El Cuento del Zorro " nos encontramos más de una hora de diversión sin complejos. Resulta impresionante la calidad y complejidad de la puesta en escena, por la cantidad y la variedad de personajes, así como los recursos técnicos y narrativos empleados. Toda la producción es artesanal y familiar, ya que sus hijas prestaron su talento detrás y delante de la cámara, y su mujer creó y cosió los vestidos de todos los muñecos. Aquí pongo un fragmento de la unica versión que ha sobrevivido a nuestros días, y donde vemos al zorro y el hurón haciendo de las suyas. Si os gusta la podéis ver entera por partes en Youtube,





" La Venganza del Cámara " ( 1912 ) - The Cameraman's Revenge. Dura apenas 13 minutos y lógicamente es muda. Aquí los insectos son los protagonistas, escarabajos, mariposas, arañas y otros bichos reproducen el comportamiento humano con humor y se mueven con una precisión que todavía hoy es la admiración de los mejores animadores. La trama es una historia de traiciones conyugales: Un matrimonio de clase social media alta formado por el señor Escarabajo y la señora Escarabajo se encuentra devorado por el aburrimiento y la infidelidad. Una noche el señor Escarabajo se presenta en un club nocturno con la intención de echar una canita al aire, allí conoce a una libélula que trabaja como cantante y bailarina, y queda prendado de ella. Pero en el local también hay un saltamontes que es cámara de cine y está locamente enamorado de la libélula, aunque el señor Escarabajo tiene más dinero, y la libélula se va a pasar la noche con él. Además, el señor Escarabajo humilla públicamente al saltamontes, y este decide tomar venganza: recoge su cámara y sigue a la pareja para filmarlos en el hotel donde han ido para estar solos. Entre tanto, la señora Escarabajo está en casa viéndose con otro segundo saltamontes, un artista bohemio. Cuando el señor Escarabajo regresa a su casa una vez se ha desahogado bien con la libélula, encuentra a su esposa infraganti con el saltamontes artista, que huye por la chimenea. Entonces el hipócrita coleóptero pega a su mujer haciéndose el ofendido. Al día siguiente, el matrimonio aparece en público guardando las aparencias, para ver una proyección de cine. Entonces ocurre lo más inesperado para ellos: la película que están viendo se corta, y en su lugar alguien, el saltamontes despechado, pone la película del señor Escarabajo con la libélula que grabó en plan paparazzi. La señora Escarabajo se entera de la verdad de esta manera, y también el resto de la sociedad moscovita...
La calidad de esta animación es brutal, la expresividad mímica de los insectos te deja boquiabierto. Los insectos disecados cumplen como actores perfectos, y están animados con un esmero delicioso. Sus pequeñas extremidades sirven para coger sombreros, manejar utensilios, abrazar a sus amantes sentados en divanes, caminar erguidos sobre dos patitas como personas, etc. Y no olvidemos la época, 1912 !!!!!





Aunque Starewicz gozó de reconocimiento en su época, -e incluso se le comparó con Walt Disney en los años treinta-, tras su muerte, sus películas fueron cayendo en el olvido. Entre olvidos de unos, prejuicios de otros, y desconocimiento del resto, parece que haya caído la oscuridad sobre uno de los más grandes del cine de animación, y los historiadores pasan por él de puntillas, como si nadie se hubiese tomado la molestia de recopilar, estudiar y valorar sus obras como se merecen. No sería hasta principios de los años noventa del siglo pasado, cuando festivales especializados como el de Annecy o el de Ottawa, e historiadores de la talla de Giannalberto Bendazzi o Jane Pilling, lo rescataran de nuevo. En el año 2003 se restauró algunos de sus cortos y se editaron como una antología con el título " Les Contes de l'horloge magique " en su idioma original Francés. Aquí podéis ver el Trailer...





Starewicz filmó en Rusia y Francia más de un centenar de películas, y ha influido notablemente en el trabajo de realizadores como Tim Burton, los hermanos Quay, Joel Meter-Witkin y Kyle Cooper.


                                                               Ladislaw Starewicz Home Page
                                                                        Ladislaw Starewicz
                                                                  Página hecha por su Nieta
                                                                        Tributo a Starewicz











0 comentarios :: Ladislaw Starewicz: el mundo fabuloso de los animales diminutos

Publicar un comentario